En Occidente, no estamos acostumbrados a la mezcla de sabores dulce y salado en las comidas, de ahí que nos resulte extraño probar una salsa agridulce. Sin embargo, en Asia esta distinción tradicionalmente no ha existido. Por este motivo, las técnicas de cocina de este continente te ofrecen otros matices.

El pollo teriyaki es uno de los platos estrella de la cocina japonesa. Tiene la ventaja de ser una preparación sabrosa, fácil de hacer y económica. Además, gracias a los accesorios de cocina de Kenwood, lo podrás preparar en pocos minutos.

Receta del pollo teriyaki

Ingredientes

Para preparar pollo teriyaki es suficiente con:

  • Dos pechugas de pollo
  • Un kilo de arroz
  • 100 ml de salsa de soja
  • 3 cucharadas de sake (licor japonés)
  • Una cucharada de azúcar
  • Una cucharada de maicena,
  • 2 cucharadas de jengibre
  • 2 cebollas.
  • Agua y una pizca de sal.

 

La preparación del arroz es sencilla, basta con 15 minutos a fuego lento con agua para que tome su consistencia. Dependiendo de tus preferencias, puedes utilizar un arroz bomba o basmati, aunque lo ideal sería alguno similar a los que se consumen en esta zona de Asia.

  1. Posteriormente, se prepara la salsa teriyaki. En primer lugar, el agua y el sake y, una vez que ya esté caliente, se van añadiendo los otros ingredientes y se remueven hasta que quede espesa. El sabor tiene que ser dulzón y tener una consistencia, además de ser negra.
  2. Posteriormente, prepararemos el pollo. Si ya está deshuesado, lo troceas y lo empiezas a preparar asado o a la plancha, añadiendo dos cebollas también cortadas. Una vez que tengas toda la mezcla al punto con la cebolla dorada, le añades la salsa teriyaki. El pollo ha de estar bien hecho por fuera porque es la salsa la que le va a dar sabor.
  3. Como resultado, tendrás un plato sabroso y equilibrado puesto que cuenta con varios nutrientes y fácil de preparar. También hay que decir que, si lo deseas, puedes sustituir el arroz por un salteado de verduras, consiguiendo un efecto similar pero añadiendo vitaminas. El principal aporte proteico y mineral lo consigues del pollo, mientras que los hidratos de carbono vienen del arroz y las vitaminas de las hortalizas.

El pollo teriyaki es un plato que puedes tener hecho en menos de una hora si cuentas con todos los ingredientes previamente preparados. Por lo tanto, es una forma de comer algo diferente sin gastar mucho dinero. Gracias a Kenwood, podrás incorporar técnicas que te ayuden a ahorrar tiempo. Por este motivo, te animamos a que prepares este plato típico de Japón que cada vez tiene más éxito fuera del continente asiático.