Tiernos y esponjosos por dentro y crujientes por fuera, así son los bagels. ¿Quieres desayunar como un auténtico neoyorquino con una receta de bagels caseros 100 % sana y natural?

Receta fácil de bagels caseros paso por paso

Tiempo de preparación:

Una hora y media.

Tiempo de cocción:

Medio minuto por bagel en agua hirviendo / 25 minutos de horno.

Cantidad:

Hasta 8 personas.

Platos:

Repostería y panadería.

Ingredientes:

1 cucharadita y media de sal.

500 g de harina de fuerza.

1 sobre de levadura seca de panadero.

1 cucharadita de azúcar para la masa (opcional).

250 ml de agua templada o 125 ml de leche y 125 ml de agua.

1 huevo mediano.

1 cucharada de aceite de oliva (o 40 gramos de mantequilla derretida).

Semillas de amapola o sésamo.

1 cucharada de azúcar para el agua.

Accesorios necesarios:

Batidora de varillas, por ejemplo la kMix de Kenwood.

Gancho de amasar.

Preparación:

1. Tamiza la harina y ponla en un bol.

2. Añade la sal y el azúcar.

3. Mezcla el agua y la leche y añade la levadura hasta que se disuelva.

4. Haz un espacio en el centro de la harina e incorpora la mezcla líquida.

5. Añade el aceite a la mezcla anterior.

6. Remueve hasta que se te quede una masa homogénea. Deja que repose unos 5 minutos.

7. Enharina una mesa y amasa la mezcla con las manos durante unos 10 minutos hasta que se despegue con las manos con facilidad.

8. Presiónala para que salga el aire.

9. Córtala en 6-8 porciones según el tamaño de bagels que quieras.

10. Haz los bagels. Puedes realizar el agujero con una cuchara de madera.

9. Precalienta el horno a 200 ºC.

10. Pon agua en una olla con una cucharada de azúcar.

11. Cuando el agua esté hirviendo añade los bagels. Deja que cuezan durante unos 10 segundos por cada lado.

12. Ponlos sobre una bandeja de horno forrada con papel de horno.

13. Píntalos con huevo batido y espolvorea con las semillas de amapola o sésamo.

14. Hornea tus bagels a 200 ºC durante unos 25 minutos.

Algunas sugerencias para tus bagels caseros

– Otra forma de cocerlos es añadiendo al agua dos cucharadas de miel y 5 gramos de bicarbonato de sodio.

– Además del sésamo y la amapola, puedes espolvorear tus bagels con copos de cebolla.

– Puedes servirlos solos o rellenos de queso de untar con hierbas y salmón o jamón york. También quedan muy bien con mantequilla y mermelada. Y si lo que quieres es un bagel para cenar puedes ponerle un relleno de pollo frito con curry, ensalada de lechuga y queso en lonchas o con tortilla francesa, jamón york o bacon.

Si te gusta el pan casero, apuesta por una nueva forma de tomarlo… ¡A la neoyorquina!

 

Descubre más recetas sobre pan aquí

Pin It on Pinterest